7 claves para saber si trabajas en equipo o en grupo


Es frecuente escuchar como utilizamos indistintamente las palabras equipo y grupo, sin tener muy en claro cuando de verdad estamos hablando de un equipo, y cuando deberíamos hablar de grupo. A priori, parece que damos mas “empaque” al utilizar la palabra equipo, sobre todo en el ámbito empresarial. Suena como más estratégico, mas pensado. Si bien es cierto que, no en pocas ocasiones, cuando dentro de una empresa se define un objetivo estratégico de mejora, se suelen poner en marcha “grupos” de trabajo. Igualmente, a la fuerza de ventas se la viene llamando “equipo” de ventas, la mayoría de las veces con poco acierto.

Tambien en el ámbito del deporte podemos observar cómo, en un mismo contenido informativo referido a un mismo colectivo, se usan ambos términos. “El grupo ha trabajado bien durante toda la semana y el entrenador ha decidido convocar a todo el equipo para el partido…” es algo que no resulta extraño escuchar en relación a los deportes colectivos, con bastante acierto, dado que durante la semana son mas grupo que equipo.

La confusión en el uso de una u otra palabra es bidireccional. Llamamos equipo en muchas ocasiones a lo que en realidad es un grupo, y en no menos ocasiones, utilizamos la palabra grupo para referirnos a un equipo. Por lo tanto, merece la pena identificar las 7 diferencias fundamentales entre equipo y grupo.

1.- Objetivo común y estrategia

Un equipo tiene siempre un objetivo común, compartido por todos los miembros del equipo. Este objetivo es inclusivo, es decir, no excluye la posibilidad de que los miembros del equipo tengan sus propios objetivos personales. Sin embargo, esos objetivos personales están alineados con el objetivo común del equipo, evitando así lo que se considera costes ocultos de organización (objetivos mal alineados), y favoreciendo la consecución del objetivo común. Igualmente el equipo comparte una estrategia para alcanzar ese objetivo. Un equipo excelente, además de un objetivo común y una estrategia compartida, tiene una visión común. Un Grupo, puede o puede no tener un objetivo común y aunque, en caso de tenerlo, tenga una estrategia compartida, no tiene una visión común.

2.- Liderazgo

En un equipo siempre hay un líder, pero ¿es siempre el mismo líder? No, en un equipo existe el liderazgo compartido y situacional, hay varios líderes potenciales. Podríamos decir que existe un liderazgo rotatorio, en función de los roles y las tareas a realizar dentro del equipo. Un grupo, puede o puede no tener un líder. En caso de que lo tenga, este liderazgo no es nunca situacional.


3.- Reglas y alianza

Todos los equipos disponen de reglas que marcan su funcionamiento. Dentro de estas reglas es fundamental la alianza del equipo, es decir, aquellas conductas que van a marcar la convivencia posibilitando la buena marcha en pos del objetivo. Dentro de esas reglas, encontramos también definidos los canales de comunicación tanto internos como externos. Además de estas reglas formales, en los equipos, según en la fase de madurez en la que se encuentren, existen reglas informales, aquellas que todos los miembros del equipo conocen y respetan, aunque no estén escritas. En un grupo puede o puede no haber reglas formales y me atrevería a decir, que no hay reglas informales, salvo en contadas excepciones.


4.- Incorporación de base voluntaria

La participación en un equipo parte siempre de una base voluntaria. Esa base voluntaria es el contrato que nos une a ese equipo. Nadie pertenece a un equipo contra su voluntad. Ya sea en una empresa, en el ámbito deportivo o el personal, nos unimos al equipo a través de un contrato, formal o informal, que es siempre de base voluntaria, no nos viene predeterminado. No ocurre lo mismo en el grupo, donde, si bien la base puede ser voluntaria en algunos casos, en muchas ocasiones, la pertenencia al grupo es ajena a nuestra voluntad (por ejemplo, el grupo de los nacidos entre 1978 y 1979).

5.- “Roles” y funciones

Un equipo tiene definidas una serie de reglas que marcan el funcionamiento y la convivencia del mismo, como ya hemos visto. Además de esas reglas, un equipo tiene bien definidos los roles de cada miembro y sus funciones respecto al objetivo común, las capacidades del equipo y sus miembros, la cultura y las tareas a realizar. En un grupo rara vez encontramos roles y funciones definidos y aceptados por sus miembros

6.- Recursos

El equipo cuenta con recursos para alcanzar el objetivo común. Adapta los que tienen y es capaz de generar los que necesita. En un grupo podemos encontrar o no encontrar recursos.

7.- Recompensa

Al compartir un objetivo en un equipo, los miembros comparten la recompensa. Como hemos dicho anteriormente, el objetivo común no es excluyente y permite a los miembros del equipo que desarrollen sus objetivos personales. En el caso de estos últimos, la recompensa es siempre personal. Pero adicionalmente, el alcance del objetivo común del equipo, tiene que llevar a todo el equipo a compartir una recompensa. Si no existe esa recompensa compartida, es imposible pensar en un equipo. En un grupo la recompensa compartida seria la excepción.

Bien, estas son las 7 principales diferencias entre equipo y grupo. Posiblemente no sean las únicas, no pretendo debatir en eso, pero si son 7 características fundamentales que se tienen que dar en bloque para que hablemos de un equipo. Puede haber grupos que compartan muchas de estas características, incluso la mayoría de ellas, pero solo cuando se comparten todas ellas, un grupo pasa a ser un equipo. Y no conviene pensar que siempre hablar de equipo es lo óptimo. En muchas ocasiones no necesitaremos formar un equipo y podemos disfrutar igualmente de la pertenencia a un grupo. Tampoco un equipo necesita ser equipo todo el tiempo. A veces mejora la salud del equipo, ser un grupo ante ciertas tareas y en determinados momentos. Sin embargo, a nivel empresarial, si es importante decidir si lo que queremos tener es un equipo que comparta todas estas características, o un grupo de trabajo.

Y tú ¿formas parte de un grupo o de un equipo?

Si quieres mejorar el rendimiento de tu equipo de trabajo en términos de productividad o de positividad para obtener mejores resultados, , llámame al 609707369 o escríbeme a javier@javierlois.com y estaré encantado de escucharte para proponerte la mejor solución adaptada a tus necesidades.

#coachiing #equipos #grupos #empresa #pyme #mejoradelrendimiento #productividad #contribución #culturaempresarial #objetivo

Publicaciones destacadas
Entradas recientes
Etiquetas
No hay tags aún.
Sigueme en
  • Twitter Classic
  • Google Classic
  • LinkedIn Social Icon
  • Facebook Classic